martes, 5 de junio de 2018

It's hard for me to say goodbye



    He vuelto, después de tanto tiempo. Han pasado tantas cosas y me siento estafada por la vida. Solo basta un parpadeo para que los "para siempre" se transformen en un "hasta nunca". Solo basta un parpadeo para que la eternidad se convierta en algo efímero, así, sin más. Sin advertencia.

     Me preguntan constantemente cómo estoy o cómo me siento, ¿de qué sirve decirles que estoy destruida si nadie podrá sacarme de esto más que yo misma? Otros me lo preguntan pero están feliz por lo que ha sucedido y eso no lo puedo entender. Solo a veces quisiera que fueran menos crueles, quizás así lo harían menos duro para mí. Esto no lo puedo entender, aunque pase el tiempo no lo podré entender. Nadie debería sentir nunca en su vida que ha sido usado, nadie debe sentirse nunca como un experimento.

     Mi mente da vueltas y solo quiero que esto pase ya. Quiero borrar mis recuerdos, como aquel capítulo de Black Mirror. Deseo tanto que lo nuestro nunca hubiese pasado. Así me hubiese ahorrado el tiempo que perdí, y el mal sabor que tengo ahora en mi vida y en el corazón.




1 comentario :

  1. A veces sentimos incontrolables deseos de mandar a la mierda todo y borrar de nuestra cabeza aquello que tanto nos duele. Lo bueno es, que con el tiempo estas cosas dejan de pesarnos tanto, y lo que en algún momento dolió mucho, se convierte en una experiencia más de la cual aprendimos algo. Es cuestión de actitud, recuerda que todo pasa. Te mando un abrazo y espero que todo mejore.

    ResponderEliminar